domingo, 18 de diciembre de 2011

Mutación



Ser únicamente la sombra de una mujer, sin razgos definidos, sin mirada que denote su tristeza, solamente una silueta, eso solamente quería ser ella después de tanto dolor, quería transformarse, quería mutar, quería dejar de ser quién era... Y lo logró, un pintor necesitaba una modelo y se presentó, la eligió a ella por sus formas armónicas, Henry Matisse la transformó y ella al mirarse se sintió otra y por fin... fue feliz. Hoy cuelga orgullosa de una pared del Museo del Prado.

Melan.